CÓMO CAPTAR LA ATENCIÓN DE TUS ALUMNOS I

Laura Machuca de Silveyra*

¿TUS ALUMNOS ANDAN EN LAS NUBES?

Los alumnos se aburren en clases cuando la información que reciben no tiene para ellos una relevancia evidente o cuando por alguna razón ya dominan toda o algo de dicha información. Por otra parte, el cometer errores en forma repetida en algún tema les produce sentimientos de frustración.

Cuando el aburrimiento del alumno es frecuente o se presenta la frustración, se producen estados de estrés en el niño que inhiben el aprendizaje.

Es importante recordar que, en términos neurológicos, el aprendizaje de lenguaje o conocimientos se da sólo cuando la información se procesa en el cerebro reflexivo de la corteza cognitiva prefrontal, CPF 1/. Solo así, el nuevo aprendizaje se puede incorporar en las redes de largo plazo, en la memoria conceptual.

Las situaciones de estrés que generan el aburrimiento o la frustración aumentan el estado metabólico que bloquea el procesamiento en el cerebro (corteza prefrontal; CPF) 2/. El aburrimiento o la frustración aleja a los alumnos del aprendizaje.  Se da entonces una reacción originada en la parte inferior del cerebro, la cual se traduce en respuestas de supervivencia involuntarias de lucha / huida / congelación (representar / andar por las nubes).

Por falta de esta información, algunos profesores consideran que esas distracciones son decisiones voluntarias del niño y por lo tanto lo culpan, lo castigan o simplemente llegan a creer, en base a sus experiencias pasadas, que nada mejor puede esperarse y que no será posible lograr mejores resultados con ese alumno.

Pero si entendemos que las respuestas cerebrales en estado de alta tensión no son elecciones voluntarias del estudiante, ni reflejan su potencial académico, nos daremos cuenta de que como maestros podemos intervenir para reducir la tensión, devolverle el control voluntario de su comportamiento y promover la construcción exitosa de la memoria y el procesamiento cognitivo de la CPF.

Dicho de otra forma, los profesores tienen la capacidad de reducir el estrés causado por la frustración o aburrimiento, dando a todos los estudiantes la oportunidad de aprender a un nivel apropiado y alcanzable de desafío, aumentar su motivación y la expectativa de éxito.

CÓMO CAPTAR Y MANTENER LA ATENCIÓN DEL ALUMNO

Sabemos que el aprendizaje se construye con esfuerzo y una práctica continua. Es un proceso que lleva tiempo y a lo largo del cual tendremos que contar con la atención del alumno. La atención constituye uno de los factores críticos en el proceso de aprendizaje y resulta un mecanismo imprescindible porque la capacidad de nuestro cerebro para procesar la información sensorial entrante es limitada 1/

Para captar y mantener la atención del niño se requieren básicamente dos cosas: Crear en él un estado relajado y motivarlo para que sea receptivo y cuente con las emociones adecuadas. Motivado y en un estado relajado, su atención (también la memoria) se encuentra en una situación más beneficiosa para facilitar el aprendizaje.

Linda Lantieri, autora del libro “Inteligencia emocional infantil y juvenil”, señala que los profesores pueden “crear momentos de tranquilidad en medio del ajetreo del aula, y ayudar a los alumnos en su aprendizaje”.

En una entrevista, se le preguntó a Lantieri: ¿Qué pueden hacer los profesores para ayudar a los niños que padecen estrés crónico? Su respuesta fue la siguiente 3/:

“Los profesores pueden establecer rutinas y prácticas regulares para calmar la mente y el cuerpo, descargando el estrés. En nuestro programa en la ciudad de Nueva York muchas aulas tienen “rincones de paz”, donde los alumnos pueden decidir tomarse unos minutos libres en lugar de ser expulsados del aula por un profesor. También tenemos unos minutos de silencio diarios, en los que paramos nuestras actividades, respetamos el silencio y vamos a un lugar interior de sabiduría más profunda. Cuando empezamos no sabíamos como iban a responder los niños, pero ahora nos damos cuenta de que lo desean. Mientras sigamos alimentándola, esa parte nuestra se vuelve más fuerte”.

“Es importante que este periodo de silencio no esté fragmentado. Debe de incorporarse como una de las características esenciales de la clase. No se trata sólo de tomarse diez minutos de silencio y tranquilidad para pasar después a una actividad frenética el resto del día. Se trata de que tanto el profesor como sus alumnos se concentren de una manera más reflexiva durante el resto del día”.

Otro aspecto importante para crear un ambiente relajado para el alumno es el lenguaje verbal y no verbal del profesor, el que nuestros gestos, miradas y conducta sean agradables.

En cuanto a la motivación del alumno, ésta puede provenir de diferentes situaciones. Una de ellas puede ser la aceptación y aprobación que el niño recibe de su maestro o maestra, persona a la cual considera superior a él 4/. Otra parte de la motivación puede venir de premios o regalos que el alumno reciba cuando haya logrado un resultado esperado.

Pero la verdadera motivación del alumno se logrará en buena parte en la medida que la información que se le presente sea novedosa y relevante para él, en que la asignatura que se esté estudiando sea de su interés. El alumno se motiva más en la medida en que viva más y mejores experiencias en el aula y, adicionalmente, la motivación se reforzará si siente que domina el objeto de estudio.

Nuestra responsabilidad como docentes radica en entender muy bien todos estos estados mentales y emociones relacionados con el aprendizaje de nuestros alumnos, crear ese ambiente relajado y motivante del cual hablamos anteriormente y reavivar su entusiamo e interés por aprender.

 

 

BIBLIOGRAFÍA

1/ “Neuroplasticidad, un nuevo paradigma para la educación” Jesús C. Guillén. Encuentra el artículo completo en  http://escuelaconcerebro.wordpress.com/?s=neuroplasticidad

2/ “Un neurólogo enseña a los profesores sobre el cerebro”

http://www.edutopia.org/blog/neuroscience-higher-ed-judy-willis

Judy Willis MD  Neurologist/Teacher/Grad School Ed faculty/Author

3/ Linda Lantieri: Entrevista con __. Encuentra la entrevista completa en http://www.librosaguilar.com/uploads/ficheros/libro/dossier-prensa/200901/dossier-prensa-inteligencia-emocional-infantil-juvenil.pdf

4/“La motivación en el aula. Funciones del profesor para mejorar la motivación en el aprendizaje”.  Belén Navarrete Ruiz de Clavijo. Encuentra el artículo completo en http://www.csi-csif.es/andalucia/modules/mod_ense/revista/pdf/Numero_15/BELEN_NAVARRETE_1.pdf